14
sep
2015
11

Somos todos

Ese niño que parte hacia ningún sitio,
somos nosotros.
Somos todos.
Aquél que yace tendido
en el beso del agua a la tierra
que ahora besa la muerte
de este pequeño cuerpo inerte
que todavía emana calor y sueños,
somos todos.

Ese niño que quiso tentar su suerte
y jugar al escondite con la muerte,
hoy pierde.
Y perdemos todos
que le perdemos a él y a tantos otros
y que, por supuesto,
nos hemos perdido a nosotros.
Ese pequeño perdedor,
somos todos.

Ese niño que ya no verá su vida
desde los recuerdos
que ya no creará,
es uno menos.
De nosotros.
Y sin embargo,
él
somos todos.

Él somos todos
todas las veces que le giramos la cara
a la vida
para no ver la herida
que le creamos al mundo.
Todas las veces
que pudimos salvarle
pero creímos que el aire
compartido
nos podía ahogar.
Todas las veces
que nos dolió su dolor
pero de brazos cruzados
y miradas ausentes.
Todas las veces
que supimos que podíamos
haber sido nosotros
y nuestros hijos
pero en 10 minutos
la pena bebió del olvido
para ignorar.
Todas las veces

 

11

Leave a Reply